Servicio de Psicología

Isabel Torres Ruíz

"Se recomienda asesoramiento psicologico junto a un equipo multidisciplinar desde el principio del tratamiento".

Desde el servicio de Psicología de IBAC se ofrece asesoramiento emocional para el paciente y sus familiares con el fin de apoyarles en el proceso de adaptación y de cambio que conlleva convivir con un problema de dolor crónico.

Sabemos que cada persona responde de forma diferente al dolor, y a pesar de ser algo invisible a nuestros ojos afecta de forma directa en nuestro equilibrio emocional, generando emociones desagradables, pérdida de movilidad y cambios importantes en la rutinas (socio-laborales) limitando la realización de nuestras actividades de la vida diaria. 

Nuestro objetivo es que tengan información, que puedan aprender a manejar y comprender como funcionan sus mecanismos de dolor, para poder reducir el sufrimiento y, en definitiva, poder optar a tener una mejor calidad de vida.

Isabel Torres Ruíz

El dolor cursa con emociones como el estrés prolongado, la frustración, la tristeza… que afectan de forma negativa en todas nuestras áreas vitales, generando una espiral que agrava considerablemente la sensación de dolor, llevándonos a permanecer en un estado de depresión y aislamiento.

¿Qué servicios ofrecemos?

La terapia cognitivo-conductual se realiza de forma individual familiar o grupal y ha demostrado científicamente ser efectiva en la reducción/manejo del dolor y en el mantenimiento de un buen estado de ánimo indispensable para un afrontamiento adaptativo.

Las terapias de grupo tienen como objetivo crear un espacio para la comprensión y el aprendizaje de estrategias útiles para el día a día, poder compartir las experiencias personales con otras personas que se encuentran en la misma situación y ampliar la red de apoyo social.

MBSR (Mindfulness based Stress Reduction) es un Programa de 8 semanas desarrollado por Jon Kabat-Zinn en la Universidad de Massachusetts.

Sesiones para aprender a entrenar el foco de nuestra atención, reducir el malestar o el estrés y manejar mejor situaciones de la vida diaria. 

Se trabaja principalmente en poder tomar conciencia de la capacidad que tenemos para permitirnos PARAR, observar y tomar perspectiva del problema al que nos enfrentamos, facilitando que los participantes aprendan a decidir desde la quietud qué ACTITUD quieren tener, en lugar de reaccionar desde la emoción para aumentar nuestra sensación de autocontrol y autoestima.

Un cuidador es alguien que brinda atención básica a una persona que tiene una afección médica crónica.

Cuidar de un ser querido puede ser muy satisfactorio, pero también puede ser muy difícil y puede llevar a la persona a un estado de agotamiento físico y mental. Por ello desde IBAC creemos indispensable ayudar emocionalmente a los cuidadores principales, ya que son un apoyo fundamental e imprescindible.